sábado, 30 de enero de 2010

Pilsner Urquell

MARCA: Pilsner Urquell
MODELO: Pilsner Urquell
ESTILO: Pilsener (4'4% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: República Checa

CARACTERÍSTICAS: En la ciudad checa de Pilsen se encuentra la cervecera Plzensky Prazdroj, que desde 1842 se encarga de mantener viva una cerveza que da nombre a un estilo: Pilsner Urquell. Esta botella me llegó directamente desde Chequia por cortesía de Rous, a la que se lo agradezco enormemente, tanto por el detalle como porque, a pesar de que se puede comprar en varios supermercados de Zaragoza, estas no tienen nada que ver con la embotellada en su lugar de origen (y ni que decir con Pilsner Urquell Nefiltrované, sin filtrar).

Los ingredientes utilizados para su elaboración son las aguas cristalinas de Pilsen, malta de cebada de Moravia y Bohemia, y los populares lúpulos Saaz, cuya presencia advierte ya de forma clara el olfato en forma de delicadas notas florales y herbales, que junto con la malta fresca y leves matices picantes conforman un aroma exquisito, perfectamente balanceado y muy reconfortante.

Tiene tan buena pinta, con su color ambarino y su fugaz capa de espuma blanca, que cuesta resistirse a probarla al instante, y al hacerlo aparece un sabor marcado a malta, de dulzor muy moderado, con buen cuerpo, y una cierta acidez cítrica. El lúpulo Saaz está presente en todo momento, aunque quizá algo escondido, y es al final del trago donde se hace más patente su gusto floral, dirigiendo un amargor impecablemente controlado hacia un regusto larguísimo donde se mantiene un sabor delicioso un buen rato. Muy buena, apetecible, y verdaderamente fácil de beber.

NOTA:



Actualizado por Sir Asf:

CARACTERÍSTICAS: El otro día, en una oportuna escapada entre estudios para abastecerme de cervezas, observé que ya había probado prácticamente la totalidad del arsenal cervecil que ofrece uno de los centros comerciales a los que voy con más frecuencia (una frecuencia más bien baja). Seleccioné una cantidad aceptable de buenas conocidas, y cuando iba a marcharme complacido, observé cómo mi compañero de piso recogía una Pilsner Urquell al son de "esta cerveza es la mejor". ¿Por qué no? No recordaba haber hablado de ella por aquí, y efectivamente así era. Me la llevé.

Acompañé unas chuletas de cerdo con salsa de bacon y ensalada con esta apetecible cerveza, que maridó satisfactoriamente. Se presenta con un color ambar claro, de espuma blanca y burbujeante no muy duradera, aunque en seguida termina de convencer el aroma herbal, una fina mezcla de malta y lúpulo intensos. Tiene un buen sabor, muy refrescante, en el que se acrecentan las propiedades aromáticas, añadiendo un deje cítrico y un final amargo muy leve. Posterior regusto agradable y sensación de satisfacción. Buena, muy buena.

NOTA:



viernes, 29 de enero de 2010

La Ronda #20: Ronda Express

Blitzkrieg para lo que queda de este mes, que propone Chela de Sursum & Corda, con el siguiente tema:

"Bajo el título de Tu Foto Cervecera, os propongo simplemente realizar un post fotográfico con vuestra imagen cervecera preferida, aquella que represente algo especial relacionado con la cerveza, añadiendo un breve pie de foto contando que os sugiere".

Muy interesante Ronda, en la que me ha costado un poco renunciar a fotos cerveceras del Interrail, y he echado en falta alguna de Wacken, para quedarme al final con esta. No es la mejor, ni la que nos deja en mejor lugar, pero sí la que representa buenos momentos.


¿Qué representa? Pues que a pesar de encantarme probar cervezas poco habituales con tranquilidad, analizandolas un poco, disfrutandolas lentamente, mis mejores momentos relacionados con esta bebida son siempre con amigos, sin importar demasiado la calidad de las cervezas. Y de todos estos momentos, uno de mis favoritos del año es el viaje con Victor a las fiestas de Soria el Viernes, para llegar a casa de Sir Asf en Burgos el Sábado por la mañana, y pasarnos todos el día hablando y viendo películas mientras bebemos cervezas, interrumpiendo solo para ir a comprar más cerveza o ya por la noche para salir.

jueves, 28 de enero de 2010

Warszawiak Mocny

MARCA: Warszawiak
MODELO: Warszawiak Mocny
ESTILO: Strong Lager (7'8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Polonia

CARACTERÍSTICAS: La cervecera polaca Konstancin se enorgullece de estar elaborando las 8 cervezas distintas que produce con materia prima totalmente natural, incluyendo el agua de su propio spa, mediante métodos tradicionales y sin acelerar los procesos, llegando estas a madurar hasta 60 días. La fábrica existe desde 1992, emplazada en Mazovia, región del centro de Polonia donde se encuentra la importante ciudad de Varsovia, y a pesar de haber cambiado de dueños varias veces en este corto periodo de tiempo sigue siendo totalmente independiente de gigantes extranjeros y conserva su capital 100% polaco, lo cual casi siempre me parece positivo.

Esta fue la otra cerveza que me trajo Paloma de su viaje al Este de Europa, cosa que le vuelvo a agradecer. Reconozco que era la primera vez que tenía noticia de la existencia de esta cerveza, y además no tenía ni idea de qué significaba Mocny, así que aproveché para probarla sin tener ningún dato sobre lo que iba a beber. Es de color dorado cristalino, con dos dedos de espuma blanca de aspecto un tanto artificial, con tan apenas alguna burbuja recorriendo el vaso. Su perfume es moderado, maltoso, con aromas de pan y cereales, suaves notas de mantequilla y levadura, mínimas de limón y miel, y en algún momento concreto el fondo me recordó a manzanas asadas. Pese a todos estos matices, la verdad es que era bastante plano, variado pero todo parecía tirar en el mismo sentido.

El sabor es bastante parecido, y para mi gusto igual de aburrido. Lo preside la malta, de dulzor muy limitado, con notas de cereales, pan, algo aguada, con un deje de limón hacia el final que conduce a un regusto hueco con un cierto amargor final, el punto de acidez del limón en un plano secundario y suavísima miel. Curiosamente de sus 6'4º de alcohol no hay ni rastro hasta que la cerveza está bastante caliente, y quizá aparece entonces una mínima presencia de especia picante al final del trago. Muchas carencias le noto yo a esta cerveza, más aún si tenemos en cuenta que se llevó un premio regional en el 2004.

NOTA:

lunes, 25 de enero de 2010

Moritz

MARCA: Moritz
MODELO: Moritz
ESTILO: Pale Lager (5'4% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: Parece que hay algún tipo de interés en disimular que es La Zaragozana la que está al cargo de la producción de los dos modelos de esta marca, puesto que ni en la página web ni en la etiqueta de la botella se menciona, supongo que motivos de marketing. Lo curioso es que como se comercializa exclusivamente en Barcelona, tuve que esperar a ir hasta esa ciudad para poder comprar una cerveza que se elabora a escasos kilómetros de mi casa, cosa que me fastidió aún más al comprobar que estaba bastante buena.

Su aspecto no es diferente de cualquier otra lager, quizá la gasificación es algo más pobre que de costumbre, pero el aroma ya empieza a destacar por su fuerza, repleto de malta de dulzor medio, muy directo, con cereales, pequeños apuntes cítricos, y de fondo los matices florales aportados por el lúpulo Saaz, quizá con algún recuerdo momentáneo y muy suave de mantequilla, y un leve soplo herbal.

De cuerpo consistente, muy sabrosa, marca el ritmo la malta fresca con ese punto dulce que parece ser común a las cervezas de esta compañía, y se perciben como complementos notas de limón y cereales principalmente y un deje de lúpulo. El final es largo e intenso, en él se manifiesta el dulzor mucho más cítrico, lupulado, con un destacable amargor residual. Adecuada para mi gusto, me ha gustado más que varias de La Zaragozana, y vuelvo a lamentar no poder acceder a ella más fácilmente.

NOTA:

sábado, 23 de enero de 2010

Grimbergen Cuvée de l'Ermitage

MARCA: Grimbergen
MODELO:
Grimbergen Cuvée de l'Ermitage
ESTILO:
Dubbel (7'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN
: Bélgica


CARACTERÍSTICAS: Una nueva adquisición de la marca Grimbergen, a la que tenía ganas desde hace bastante. No es originaria de Grimbergen, sino que fue añadida más tarde por la cervecera Alken-Maes Waarlood como un nuevo tipo. El nombre Cuvée lo recibe por el proceso de malteado. Está elaborada con tres tipos de lúpulos y maltas especiales, y reposa en barrica durante 3 meses. Fue la primera Cuvée de Bélgica y es la única cerveza belga que ha recibido en tres ocasiones la medalla de oro selección del mundo, que a mí personalmente no me parece muy acertada.

Su color es marrón oscuro tostado, encabezado por una espuma blanca-beix que no dura mucho, pero que se adhiere a la copa y queda en forma de posos sobre el líquido.

Su aroma reconocible es la firma de la marca, acercándose bastante al olor de la Doble. Sabor muy dulce y afrutado, con reconocibles tintes a ciruela y frutos secos. Desemboca en un amargor muy suave y bastante seco, dejando un intenso regusto en el paladar. Quizás a la larga se hace bastante amarga. 7'5% de graduación, que no toman mucha presencia pero que acompañan muy bien al sabor.

Una buena cerveza, sí, pero por lo que veo bastante sobrevalorada. He probado cervezas que me han parecido mejores y que no han alcanzado ese prestigio que la Cuvée parece tener.

Pero en fin, para gustos los sabores.

NOTA:



Actualizado por Sir Asf:

CARACTERÍSTICAS: Me bebí hace una semana más o menos la que me quedaba de las dos botellas que me regaló Sir Asf para Navidad, mientras que la otra, una estupenda Aventinus, me duró escasos horas días. Hacía, sin exagerar, años que no compraba esta cerveza, y me vino muy bien para contrastar el cambio que habían sufrido mis gustos en todo este tiempo.

Es de color rojizo, muy transparente, adornada con un dedo de espuma beige, casi blanca, que desaparece escasos segundos después de servir la cerveza. Su aroma es tan intenso que se sale de la copa, perceptible a distancia, bastante dulce, con malta tostada, caramelo y frutas maduras (naranja y sobretodo plátano) intentando imponerse por encima de las otras sin conseguirlo ninguna. Tras esta competición se esconden sin destacar demasiado especias picantes, azúcar quemado, algo de limón y leves notas florales.

El sabor es lo que más me ha sorprendido de todo, la recordaba como una cerveza bastante buena y me ha resultado más que nada excesiva en sus principales aspectos. Es muy picante e intenso, no tan dulce como el aroma pero con una acidez bastante poco común, con notas de naranja y limón. Por lo demás un tanto vacía, con lúpulos muy cítricos, suaves recuerdos de plátano y caramelo, y demasiado gusto a alcohol, que se presenta de forma poco integrada. Por desgracia, menos malta de la esperada, y buscándola se llega al final a un regusto seco, alcohólico, con mucha acidez y especias, que deja la boca un poco dormida. Cuanto menos curiosa cerveza, con aspectos bastante positivos y otros más negativos... no me atrevería a decir que desagradable, aunque sí muy olvidable.

NOTA:

jueves, 21 de enero de 2010

Cuántas cervezas me bebo en un año

Hace un tiempo, tras leer una interesante idea en un blog cervecero (no recuerdo con exactitud cual) decidí comprometerme y realizarla. La idea no era otra que contar todas y cada una de las cervezas que me bebía a lo largo de un año entero. Partió como un propósito de año nuevo, y lo cierto es que fue muy bien hasta los meses finales, tras una serie de formateos de ordenador, que me hicieron perder la información correspondiente a estos últimos. Es una pena no contar con la contabilidad del año al completo, sobre todo después de haber cumplido este propósito, dado que casi todos mis proyectos suelen quedarse en un bonito comienzo.
Pero no voy a echar por la borda el trabajo, y voy a comentar un poco cómo ha ido el año 2009 en cuanto a cerveza.
Destacan esos 33'33 litros de Agosto, que son fácilmente explicables: Wacken Open Air y las fiestas de San Lorenzo, en Huesca. También se eleva Marzo, con 27'44, un incremento motivado, imagino, por el fin de los exámenes. He de destacar que más de la mitad de los 13'62L de Junio, nos los tomamos entre el compañero de blog, Embracing, y yo, un día que fue a visitarme a Burgos. La mayor cantidad de cerveza viene a entrar los fines de semana, donde la media son los 2-3 litros de cerveza. Por supuesto, la mayor parte se trata de cerveza en "cachi", que salta el paladar y pasa directamente al estómago.

Como era de suponer, el estilo que más veces se repite es Lager, con Ambar y Alhambra a la cabeza (y he de confesar que Steimburg no tiene pocos números). Le sigue la cerveza de trigo, destacando Franziskaner. El resto se reparte equitativamente entre cervezas de Abadía, Pilsener, Dunkel y alguna cerveza especial, sobre todo de las comentadas en el blog.

Imaginando el ritmo de los meses siguientes, calculando las salidas nocturnas y la cerveza de diario, podríamos decir que ha sido algo así:

Lo que da el nada desdeñable resultado de...
226'86 Litros de cerveza consumidos a lo largo del año 2009. Una media de 0'62 litros al día, alrededor de dos tercios de cerveza.
No creo que sea una cifra demasiado alta, dado que gran parte de esa cantidad viene de alocadas noches de fiesta, que hacen media con alguna semana en la que por pereza o por no encontrar el momento. no me llego a tomar ninguna.

Ist Barrakunden!

miércoles, 20 de enero de 2010

John Martin's Pale Ale

MARCA: John Martin's
MODELO: John Martin's Pale Ale
ESTILO: Pale Ale (6% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: Hace unos meses, al ver un pack de 4 botellas como esta con 2 vasos de regalo por apenas 5 euros en el supermercado, recordé que Chela, de Sursum et Corda, había comentado en una de nuestras entradas que, junto con Duchesse de Bourgogne, esta era la cerveza del británico John Martin que más le gustaba. Por esto, me dio mucho apuro aventurarme a probarlas, cosa que no sé si habría hecho de no tener un comentario positivo acerca de esta cerveza debido a la decepción que supuso su Finest Platinum.

Me llevé tres botellas para amenizar una noche de poker con los amigos y me guardé una para beberla con tranquilidad, y he de decir que ya en ese primer contacto me gustó bastante. Luego, al prestarle más atención, sin compañía, pude distinguir un perfume intenso, muy agradable desde el primer instante, con malta dulce, naranjas y manzanas como protagonistas, notas de toffee, especias con un suave picor, lúpulo constante y muy marcado (¿Steiermark quizá, o estoy diciendo tonterías?), y más ocultos aromas florales, un suave soplo de alcohol, muy disimulado, y un mínimo recuerdo de miel.

El diseño retro del vaso es curioso, y el aspecto en el momento de beber es muy apetecible, con un líquido de color ambarino protegido por una densa espuma muy blanca y cremosa. Al hacerlo se aprecia un sabor dulce en la misma medida que el aroma, frutal e intenso, dominado con claridad esta vez por la naranja y acompañado por una fuerte presencia de especia picante, canela, leves notas de caramelo y malta, y adornando ciertos matices florales, como si fuesen la guinda del pastel. El final es parcialmente seco, con un amargor practicamente inexistente y un punto de especias y alcohol. Se bebe fácil y, sin ser una maravilla, se disfruta sin problema... buena cerveza de sesión, apuntada queda para otras ocasiones.

NOTA:

sábado, 16 de enero de 2010

Judas

MARCA: Judas
MODELO: Judas
ESTILO: Ale Dorada Fuerte (8'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: Judas Iscariotes, uno de los apóstoles de Jesús de Nazaret, según los evangelios reveló a los miembros del Sanedrín el lugar donde podían capturar a su maestro sin que sus seguidores interfiriesen, tal como había anunciado el propio Jesús durante la Última Cena. Este icono de la traición da nombre a esta famosa cerveza, alabada y recriminada a partes iguales. Esta rubia belga comenzó a fabricarse en 1986 por los maestros cerveceros de Flandes, y hoy en día es conocida con el dicho «cerveza maliciosa, placer divino».

Esta cerveza, cuyo nombre recuerda al celebérrimo grupo de música Judas Priest, se ha visto muy ligada a la cultura del heavy metal, y no es para menos, pues son muchos los heavys que la disfrutan en sus bares habituales, considerándola la reina de las cervezas. Como siempre, los estereotipos empañan la vista y no dejan ver que son muchas las personas que no escuchando heavy metal beben esta cerveza, al igual que se lleva críticas muy negativas por gran parte del colectivo que escucha esta música.

La Judas tine un color amarillo ambar brillante, que deja ver una carbonatación media-alta y una espuma blanca y esponjosa. En seguida denota un aroma dulce a miel y malta, aportando algunos matices del lúpulo. Su sabor resulta dulce al principio, pero poco a poco se va agriando hasta que el alcohol toma presencia y obstruye los demás matices. 8'5% de concentración que podría estar muy bien aprovechado, pero que sin embargo deja un regusto alcohólico y descompensado que hace que poco a poco la cerveza pierda interés.

Nunca me ha llamado mucho la atención, y el otro día que me agencié una botella pude confirmar mi posición. Que la disfrute quien guste.

NOTA:



Actualizado por Embracing Darkness:

CARACTERÍSTICAS: Mucha diversidad de opinión hay en torno a esta cerveza, desde los que la idolatran hasta los que la aborrecen, algo que parece lógico en una marca cuyo nombre y diseño tienen tanto gancho, y puesto que hacía muchos años que no la probaba me agencié una para poder tomar partido. De color dorado, presenta un aroma intenso y dulce donde se evidencia levadura y fruta, sobretodo plátano maduro y un mínimo limón, con disimulo miel y vainilla, y puntos de alcohol y lúpulo, este último más suave y en el final.

El sabor aparece con mucha energía pero en seguida pierde fuelle y desaparece. Es también dulce y frutal, el plátano es otra vez protagonista acompañado de limón y manzana, con un marcado gusto a malta al que se suman fuertes notas de especias, entre las cuales predomina el clavo, y un toque enólico bastante bien controlado. El final es seco, dulce, con otra pizca de alcohol y más fruta madura, muy sabroso. Excepto por la corta duración del sabor, no le pongo demasiadas pegas y adopto una actitud un tanto salomónica: ni tan buena, ni tan horrible, al menos para mi gusto.

NOTA:

Budějovický Budvar

MARCA: Budějovický Budvar
MODELO: Budějovický Budvar
ESTILO: Pilsener (5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: República Checa

CARACTERÍSTICAS: Ya quedó narrada en el post de la Dark Lager la complicada historia de la marca. Eterna rival de Pilsner Urquell, comparten el título de cerveza checa más conocida internacionalmente. En la etiqueta de la que venden aquí, destacan las palabras "Cerveza Checa", para atraer a los espectadores que han oído o leído que la cerveza checa es muy buena. Sin duda, la Budweiser checa es un ejemplo de buena cerveza, aún con la enorme producción que desarrolla.

Esta cerveza tiene un color ambar claro con carbonatación alta, y genera una burbujeante espuma blanca que se muestra abundante en un principio, pero que no tarda en disiparse. En su aroma destacan tintes maltosos y herbales, con presencia del lúpulo, que aparecerá de nuevo al final del trago, suave y en su justa medida. Su sabor es una continuación de su aroma, un equilibrado juego de maltas y lúpulos que construyen un trago agradable y duradero.

Me queda comprobar si su calidad es mayor en su país natal, cosa que no me sorprendería. Tendré que esperar a ir a Chequia para confirmarlo.

NOTA:

martes, 12 de enero de 2010

Estrella de Navidad 2009

MARCA: Estrella Galicia
MODELO: Estrella de Navidad 2009
ESTILO: Pale Lager de Navidad (5'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: Diseño nuevo, al igual que todos los años anteriores, para la cerveza de producción limitada que saca Hijos de Rivera cada Navidad, en esta ocasión con etiqueta de plástico transparente. Sigue siendo la del 2007 la que más me ha gustado, además con diferencia, y me pregunto si es por la experiencia adquirida en el tiempo transcurrido... cuestión que me temo quedará en el aire puesto que no creo que vaya a tener oportunidad de comparar.

Esta edición sigue el mismo patrón que las anteriores, una lager directa, con bastante presencia de ese estupendo lúpulo gallego que cultivan de propio para la elaboración, que se empieza a notar con cierta fuerza en el aroma, entre la malta dulce y notas moderadas de caramelo, aunque también es cierto que no es una cerveza demasiado llamativa al olfato.

El sabor es intenso, de amargor considerable, exhibe el lúpulo herbal al instante acompañando el dominante gusto a malta, adornado casi exclusivamente por un mínimo caramelo. El regusto es largo y con carácter, de amargor controlado y con mucho lúpulo, quedando así un gusto no complejo pero si agradable y refrescante. Nada impresionante, pero una cerveza muy correcta, sin duda.

NOTA:

domingo, 10 de enero de 2010

La Bière du Demon

MARCA: La Bière du Demon
MODELO: La Bière du Demon
ESTILO: Blonde (12% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Francia

CARACTERÍSTICAS: La frase "La bière blonde la plus forte du monde" impresa en la etiqueta (que es, por cierto, de las más bonitas que he visto, junto con la de Hoegaarden Fruit Defendú) es la carta de presentación de esta cerveza de Les Brasseurs de Gayant, cervecera fundada en Douai, cerca de Paris, en 1919. Mal empezamos si lo primero que nos dice una cerveza es una mentira, puesto que sin siquiera salir de Francia ya tenemos Belzebuth con una graduación alcohólica superior, y por desgracia no es lo único criticable de esta cerveza.

Engaña al principio, el aspecto es bueno, de color dorado cristalino, con una espuma blanca y compacta, y en el intenso aroma se disimula bastante bien el alcohol, parcialmente oculto tras toneladas de fruta almibarada, sobretodo naranja y algo de manzana, azúcar quemado y caramelo, y una buena ración de especias picantes. De hecho, la fui a tomar con bastantes ganas, pensando que había cambiado mucho desde la vez que la probé, hace ya varios años.

Sin embargo, el sabor es simple y llanamente catastrófico, con un comienzo excesivamente dulzón donde aparece una amalgama de frutas, chocolate con leche y caramelo con un descontrol absoluto para desembocar en un regusto donde el alcohol lo desplaza todo. Este no solo es excesivo sino que está totalmente desintegrado de los demás sabores y le da un gusto desagradable a la cerveza, que recuerda a colonia, y hace que si el inicio del trago aún es soportable el final es horroroso. Ni cabe decir que se fue por el fregadero la mayor parte de ella, y por supuesto no tengo intención de volverla a tomar.

NOTA:

viernes, 8 de enero de 2010

Wittekerke Rosé

MARCA: Wittekerke
MODELO:
Wittekerke Rosé
ESTILO:
Witbier con zumo de frambuesas (4'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN:
Bélgica


CARACTERÍSTICAS: Tras la cena de Nochevieja, regada con La Galouise Blonde, uno de mis tíos se atrevió a traer un par de "cervezas" un tanto "especiales", para desorientar completamente a aquellos familiares que pocas incursiones han hecho en el mundo cervecil. Eligió unas espumosas similares a las lambic con frutas (estilo de cerveza que se elabora por fermentación espontánea, distinta a las cervezas de baja y alta fermentación, a las que todos están más acostumbrados), cuyo sabor no iba a dejar indiferente a nadie.
Wittekerke Rosé es fabricada por la empresa Bavik, en Bélgica, y para su elaboración utiliza como base su cerveza de trigo Wittekerke, a la que le añade zumo de frambuesa (a diferencia de las cervezas de frutas basadas en cerveza lambic).

Salta a la vista la calidad de esta bebida, un producto que seguramente fue concebido para llamar la atención y ganarse al público que no gusta de cerveza, con un sabor "exótico" y una presencia curiosa.
Rosé tiene un color rosa, como dicta su nombre, con espuma blanca y burbujeante. Su aroma se advierte bastante artificial, y sí, con un predominio de frambuesas y frutas del bosque. Su sabor y textura son similares a la de un zumo de frambuesas con burbujas, algo achampañado, quizás, y sin ningún tipo de característica elogiable. Un refresco edulcorado que bien podrá acompañar pastas y helados, aunque yo preferiré café.
NOTA:

miércoles, 6 de enero de 2010

Zywiec Porter

MARCA: Zywiec
MODELO: Zywiec Porter
ESTILO: Baltic Porter (9'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Polonia

CARACTERÍSTICAS: Estreno año y diseño con una cerveza que me trajo un Palo (más bien una Palo) al volver de su viaje de Polonia, a la que por cierto le doy las gracias nuevamente. Acertó de pleno trayendome este modelo de la cervecera Zywiec, desde los 90' en manos de Heineken, porque las Baltic Porter es un estilo que me gusta bastante y con casi 10º de alcohol me parece perfecta para esta época del año.

Impresiona la opacidad de la misma, su color negro no se ve alterado ni minimamente por la luz, y este líquido queda al servirlo adornado una capa de espuma amarillenta, acre, muy cremosa y persistente. El olor es arrollador, de dulzor moderado, con malta torrefacta omnipresente, aromas a café recien hecho y chocolate negro bastante marcados, fuertes puntos herbales del lúpulo, y levemente frutas oscuras, bayas. Penetrante, muy natural, la verdad es que muy rico.

El sabor posee tanta fuerza como el aroma, de hecho es bastante agresivo y mucho menos frutal que la mayoría de las Porter que he probado, con un amargor marcado acompañando notas de chocolate negrísimo y malta torrefacta como base, bastante café negro, una pizca de tabaco, otra vez muy suaves frutas oscuras y el gusto herbal aportado por el lúpulo, conformando una mezcla exquisita. El cuerpo es completo, con el alcohol disimulado casi por completo gracias a la intensidad de los demás sabores, y conduce a un regusto seco, quizá algo ahumado, donde el alcohol se hace un poco más evidente (aunque poco) y aparecen notas que me recordaron inmediatamente a regaliz negro. Muy compleja, agresiva pero equilibrada, y espectacular para mi gusto.

NOTA:

lunes, 4 de enero de 2010

Cambiamos de diseño

Finalmente hemos decidido cambiar el diseño de Hipos Urinatum, una idea que llevábamos hablando desde que este blog cumplió su primer añito, y que coincide con el cambio de imagen de muchos otros bloggers cerveceros, por lo que no vamos a desentonar mucho.
El cambio ha sido fundamentalmente estético y de cara a la organización de los elementos del blog, ya que no somos especialmente sabios en el tema de la programación.
Le hemos dado más personalidad y hemos limpiado un poco algunas cosas que desentonaban dejando todo algo más claro, separando la columna lateral del cuerpo y separando más los posts. Tampoco nos hemos alejado mucho del anterior diseño.

Es una forma de motivarnos a escribir más, seguir dando nuestra opinión y continuar cultivándonos en este fantástico mundo de las espumosas, fermentadas y deliciosas cervezas.

Aprovecho este post para ver que funciona todo con normalidad (una vez pasado el momento en el que creía que habíamos perdido el blog, por una dichoso cifrado de html).

Ist Barrakunden!

domingo, 3 de enero de 2010

La Gauloise Blonde

MARCA: La Gauloise
MODELO: La Gauloise Blonde
ESTILO: Blonde (6'1% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: Feliz año a todos, ya estoy de vuelta por mis tierras, tras pasar el último y primer día de estos años en el pueblo. Esta Nochevieja llevé una botella especial para compartir con mi familia, regalo navideño del compañero de blog Embracing, y tuvo una muy buena aceptación, incluso entre los nulos bebedores de cerveza.
Esta cerveza, belga de la Brasserie Du Bocq (de cuya historia ya hablamos en la descripción de otras cervezas de la misma fábrica, como Te Deum), se me entregó en el formato de 75cl con tapón de corcho, aunque es más común encontrarla en 33cl. Su etiqueta es bastante elegante, y sobra decir que entre gente no muy entendida en cerveza provocó admiración el tamaño y formato de esta espumosa belga.

El color de esta Ale es de un dorado oscuro, con buena presencia de espuma, blanca y esponjosa, y sin mucha carbonatación. En seguida se aprecia su olor afrutado, a cítricos y especias, un aroma que invita al trago. Se presenta un sabor igualmente afrutado, con una clara presencia cítrica en su comienzo, algo maltoso en su continuación y con un final levemente amargo. El alcohol (6'3%) tiene su justa presencia, sin empañar el sabor, manteniendo un trago suave, con no mucho cuerpo, pero agradable.
He de decir que no tuve especial oportunidad de saborearla en todo su explendor, debido a la cantidad de personas que quisieron probarla (cosa que no me parece mal, ya que causó una buena impresión en general), y me guardé los detalles importantes para la crítica. Sin duda es una cerveza que me gustará repetir, y probar su variedad Brune.

NOTA: