lunes, 5 de junio de 2017

Tanker Täiskuu

MARCA: Tanker
MODELO: Tanker Täiskuu
ESTILO: IPA de trigo (5'6% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Estonia

CARACTERÍSTICAS: Otra de las cervezas de Tanker que nos enviaron desde Hop In The Box (gracias nuevamente) fue esta IPA de trigo. Su nombre, Täiskuu, quiere decir "Luna Llena" en Estonio... no he sido capaz de encontrar la razón de llamarla así, así que me quedo con la intriga. Con una graduación relativamente baja, 5'6º de alcohol, pero bien cargada de lúpulo y contando con el trigo como ingrediente, me pareció una opción estupenda para combatir la semana de calor que hemos sufrido en casi toda la Península así que la abrí sin más miramientos.

Su color es amarillo pajizo, pálida y velada, similar al de una Witbier. La espuma blanca jabonosa, impecable, es generosa al inicio pero tarda poco en desaparecer. Tampoco se ve demasiada burbuja, aunque las que hay parecen muy vivas y ascienden con velocidad. El aroma es intenso y natural, una rica combinación de malta dulce sin tostar, leve caramelo, naranja dulce, limón maduro y trigo malteado, adornada con notas de levadura belga. La nota refrescante la aportan clavo, cáscara de naranja y hoja de limón, dándole además una segunda dimensión que despierta el interés del que se enfrenta a la cerveza.

Como cabía esperar es de trago fácil pero muy sabrosa, con un cuerpo ligero que cubre de sobras las necesidades de la cerveza. Entrada de malta, grano, cereal crudo, con un carácter marcado por limón, lima y naranja ácida. Hacia el final gana presencia lúpulo herbal, notas de pino, más cítricos y especia picante. Equilibrada, de amargor medido y muy refrescante, perfecta para el verano. Sigue un perfil muy americano, y pese a que este tipo de cervezas no son mis favoritas la verdad es que me ha sorprendido muy favorablemente. De momento ha sido la que más me ha gustado de Tanker.

NOTA:

1 comentarios:

Rul T. dijo...

No tengo ni la más remota idea de como puede ser el panorama cervecero estonio, pero está claro que debe haber cosas muy ricas.

Un viaje para descubrir el país, sus gentes, gastronomía y, como no, su cerveza, no estaría nada mal.

Saludos!