domingo, 3 de mayo de 2015

Göller Kellerbier

MARCA: Göller
MODELO: Göller Kellerbier
ESTILO: Kellerbier (4'9% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Alemania

CARACTERÍSTICAS: Situada en Zeil am Main, en el corazón de Franconia, Brauerei Göller es una de las cerveceras en activo más antiguas de Baviera, cuyos origenes se remontan al año 1514, cuando Alter Freyung, el refugio medieval en el que estuvo emplazada la fábrica, recibió la licencia para elaborar cerveza. El nombre actual corresponde al de la familia que la dirige desde el año 1908, quienes han conseguido posicionar fuertemente la marca en el mercado alemán, elaborando en la actualidad más de 20 cervezas distintas, varias de ellas galardonadas en múltiples ocasiones. Es el caso de esta Kellerbier, que recibió la medalla de oro de la DLG en el 2007, y que hemos podido probarla gracias a la amabilidad de Cervecita en Casa.

Tiene un atractivo color bronce con reflejos dorados en periferia, empañado por la turbidez habitual de este estilo, aunque permite ver la dispersa carbonatación a través del líquido. Su aroma es francamente delicioso, una combinación de malta dulce, cereal fresco y bizcocho mezclado con recuerdos de heno recién cortado. Se infiltran medidas notas de miel, toques florales, leve naranja y aún más oculto limón, consiguiendo un perfume fresco, natural y muy agradable.

El trago es ligero, de textura sedosa y paso fácil. Es una cerveza delicada, con un sabor de intensidad moderada pero más que suficiente para llenar la boca. La entrada es de malta dulce, cereal fresco, pan y suave fruta madura, principalmente manzana. En seguida se imponen los recuerdos de heno, acompañados de leves notas de naranja, miel y flores, con un deje terroso. Termina con un amargor amable donde se potencia el lúpulo floral y cítrico, quedando un regusto algo seco donde quedan estos dos matices. Keller directa y honesta, sin grandes complicaciones pero de calidad. Consigue que la botella de medio litro se vacíe rápidamente, y si se está teniendo una buena charla es probable que se necesite alguna más. ¡Gracias, Cervecita en Casa!

NOTA:

4 comentarios:

Lúpuloadicto dijo...

Me gustó en su momento esta keller pero reconozco que esperaba algo más de ella. En la misma Franconia hay auténticas joyas escondidas bajo ese mismo paraguas de las keller o mejor en su forma local, Zwicklbier (tendría que revisar apuntes, pero recuerdo especialmente maravillosa la Huppendorfer Zwickel).

Un abrazo!

Hipos dijo...

No es una Hacker-Pschorr, no es una St. Georgen, no es una Weltenburger ni tampoco una Mönchshof, pero sin duda es una buena cerveza. Es difícil toparse con algo malo en aquella zona.

Rul T. dijo...

Pues no la he probado, pero tras mis experiencias con las kellers, me gustaría hacerlo.

Embracing Darkness dijo...

Todavía no he topado con una Keller que me desagrade, así que a por ello.