lunes, 17 de junio de 2024

Olañeta Brown Ale

MARCA: Olañeta
MODELO: Olañeta Brown Ale
ESTILO: Brown Ale (5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: La Licorería Vasca Olañeta se creó en el año 1936, a partir de la división de la empresa donostiarra Vinos Badiola & Olañeta, fundada en el año 1910 por Jose Luis Olañeta Múgica y Ramón Badiola Zufiaurre. Durante los siguientes 70 años la empresa familiar se dedicó a la elaboración y comercialización de licores, hasta que en el año 2010 empezaron a formarse en la producción de cerveza, sacando al mercado 2 años después sus dos primeras referencias: Blonde y Brown. Ahora mismo comercializan 6 cervezas distintas y se pueden encontrar en algunos supermercados de Euskadi y Navarra, además a un precio muy razonable.

Mi primera experiencia con esta marca fue cuando acababa de salir al mercado, y la verdad es que no quede muy satisfecho. Sin embargo han pasado 12 años, y qué menos que darle una segunda oportunidad, o eso pensé haciendo la compra hace un par de semanas. Me decanté por Olañeta Brown Ale, de color pardo rojizo con una espuma beige abundante y cremosa, de burbuja microscópica. La verdad es que el aspecto es mejor que el de Brown Ale clásicas como Newcastle, casi parecía apuntar al Bélgica, pero el aroma descarta esta posibilidad, y se presenta intenso pero a la vez sobrio, con malta tostada, cereal integral, pan tostado, delicados recuerdos de caramelo y fruta, y un frescor proveniente del lúpulo.

Con el primer sorbo ya me quedé plenamente satisfecho. Es una Brown Ale directa, de cuerpo ligero y escasa carbonatación, como corresponde al estilo, pero con muy sabrosa. Entrada de cereal, malta, pan integral y suave caramelo, quizá con algún punto de cacao. Final amargo, herbal y mineral, sin acabar de desaparecer los tostados, con algún recuerdo medicinal y un toque metálico, habitual en estas cervezas. Creo que es una Brown Ale muy conseguida, cumple perfectamente su papel y puede sustituir sin problema a las referencias británicas que tan poco se ven últimamente.

NOTA:



miércoles, 12 de junio de 2024

Keesmann Hell

MARCA: Keesmann
MODELO: Keesmann Hell
ESTILO: Münchner Hell (4'8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Alemania

CARACTERÍSTICAS: Un problema que tengo con las cervezas franconas es que, puesto que no las consigo con tanta frecuencia como me gustaría, muchas veces opto directamente por las que ya conozco o que son muy reputadas, y me quedo sin probar algunas referencias de las fábricas. Es el caso de Keesmann Brauerei, que conociendo la altísima calidad de su conocida Pils, nunca había probado su Helles. En esta ocasión he decidido hacer el esfuerzo, más aún teniendo en cuenta lo mucho que me gustan a mí las Helles.

Es de un brillante color amarillo limón, bastante pálida para el estilo, con muy poca espuma, tan sólo la mitad de la superficie está cubierta por una membrana blanca. No muy expresiva en nariz pero tampoco está mal, combina malta, galleta, masa de pan y algo de manzana, sin demasiada complejidad pero acorde a lo que se le pide a una cerveza de este estilo.

En boca es refrescante, aunque quizá la carbonatación es algo molesta, con una burbuja demasiado gruesa para mi gusto. En su presentación predomina la malta, más suave galleta, miel, masa de pan y manzana asada, de dulzor moderado. Se bebe fácil, y termina en un amargor fresco, herbal, con algún punto salino y cítrico. Más allá de la carbonatación no está mal, pero no veo ningún motivo para repetir, más aún teniendo esta marca una Pils de tan altísima calidad.

NOTA:


jueves, 6 de junio de 2024

3 Monts Triple

MARCA: 3 Monts
MODELO: 3 Monts Triple
ESTILO: Tripel (9'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Francia

CARACTERÍSTICAS: Cada vez que pasamos por Francia, normalmente de vacaciones, solemos pasar por alguna gran superficie para hacer acopio de comidas y bebidas. Uno de mis objetivos habituales son las cervezas de la marca 3 Monts, una de mis predilectas de este país, que además se encuentra a precios ridículos. En la última década además nos han ido sorprendiendo con nuevas referencias, comenzaron con su Bière de Garde rubia, posteriormente su Grande Réserve, y ahora ya han incorporado estilos belgas, una serie de cervezas estacionales llamada Ephémères o la línea Héritage.

Esta TripelTripel llevan ya unos años produciéndola, y la última vez que cruzamos la frontera me di cuenta de que nunca la había reseñado. Tiene un color curioso para el estilo, ambar intenso casi rojizo, aunque la espuma luce estupenda, cremosa, con 2 dedos de grosor y firmemente adherida al vidrio. Muy intensa en nariz, presenta un núcleo de malta, cereales y un punto de caramelo, adornado con notas de naranja y albaricoque. El lúpulo, asumo que noble, está un poco perdido.

No lo parecía, pero en boca resulta una cerveza más bien fresca, aunque sin renunciar al cuerpo, y a esto ayuda la efervescencia. Entrada de malta, galleta y cereal, con un delicado toque de caramelo, menos presente que en aroma, y de nuevo fruta de hueso marcada. Es algo punzante al final, incluso tiene algún recuerdo licoroso que me hace pensar en el Cointreau (anda que no hace años que no pruebo esta bebida), con un amargor mineral, herbal y cítrico. Regusto largo y almibarado, con algo de especia, queda una cerveza potente pero equilibrada, manteniendo el nivel de otras elaboraciones de la fábrica.

NOTA:



martes, 4 de junio de 2024

Primátor Premium

MARCA:
Primátor
MODELO: Primátor Premium
ESTILO: Pilsener (5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: República Checa

CARACTERÍSTICAS: Exceptuando Pilsner Urquell y Budějovický Budvar, Primátor es una de las cerveceras checas con mayor proyección internacional. Fue fundada en 1872 como una cervecera de titularidad pública en la ciudad de Náchod, una localidad de 20 000 habitantes situada a orillas del río Metuje, en la región de Hradec Králové. Fue su maestro cervecero a principios del siglo XX, Salvator, el responsable de la terminación "-ator" en las Doppelbock de todo el mundo, cuando nombró a su nueva elaboración Salvator Dark. Actualmente comercializan casi una veintena de cervezas distintas, mantienen la producción de cervezas clásicas checos y se han aventurado con la elaboración de estilos foráneos como IPAs, EPAs, Stout, etc.

La que comento hoy no puede ser más clásica, es lo que nosotros llamaríamos Pilsener y ellos Světlý Ležák. Es una cerveza rubia algo pálida, brillante, con una capa de espuma blanca estupenda, homogénea y compacta. Es muy aromática, y especialmente agradable dentro de su simplicidad, cargada de intensas notas de malta, masa de pan, cereales, manzana golden y un toque de miel. 

En boca mantiene la coherencia, es sabrosa, da una sensación de naturalidad, y de nuevo se repiten las notas de malta sin tostar, masa de pan, algo de galleta y cereales, con una entrada más bien dulce. Tiene una buena efervescencia, que mantiene potencia el frescor del trago, a lo que evidentemente también contribuye el final amargo, marcadamente lupulado, mineral y herbal, que se prolonga en un largo regusto. Impecable, ojalá esto copase los tiradores de los bares españoles. Quizá despierte menos interés por ser una cerveza relativamente fácil de conseguir, pero creo que es de lo mejor que se puede conseguir de República Checa en nuestro país, y además llega por lo general en buenas condiciones.

NOTA:


miércoles, 29 de mayo de 2024

Naparbier / Mahrs Bräu Motte

MARCA: Naparbier / Mahrs Bräu
MODELO: Naparbier / Mahr's Bräu Motte
ESTILO: Maibock (6'9% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: Naparbier nos tienen acostumbrados a colaboraciones con productores de altísimo nivel, todavía recuerdo las de hace una década con Alvinne, Nøgne Ø o Lervig, que verdaderamente me impactaron. Lo que reconozco que no vi venir es cuando en el año 2021 se pusieron de acuerdo con Mahrs Bräu, cervecera centenaria de Bamberg, para sacar la Maibock Motte, elaborada con los lúpulos Tettnanger y Hersbrucker. Entonces se me escapó, pero este pasado año se volvió a producir, y ahora sí que he podido hacerme con una lata.

Llama la atención su aspecto, es muy turbia, algo inhabitual en este estilo, y apenas tiene espuma. No obstante tiene un bonito color oro, y se ve ascendiendo bastante burbuja por la columna de líquido. En el aroma, bastante discreto, destacan malta, masa de galleta, pera en almíbar y miel, con un conjunto dulce pero no empalagoso.

En boca es más bien dulce, y la carbonatación se hace patente con una agradable efervescencia en la punta de la lengua. Comienza con malta, galleta y miel, más suave manzana y pera maduras. El lúpulo, mineral y herbal, deja su huella en un final amargo que deriva en un regusto largo, en el que una calidez especiada da pistas sobre la graduación alcohólica. Maibock original, más fresca y lupulada de lo habitual, fácil de beber. Me ha gustado, pero hay muchas elaboraciones de cualquiera de las dos fábricas por separado que me gustan más.

NOTA:


viernes, 17 de mayo de 2024

Schönramer Dunkel

MARCA:
Schönramer
MODELO: Schönramer Dunkel
ESTILO: Dunkel Lager (5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Alemania

CARACTERÍSTICAS: Schönram es una pequeña localidad de la Alta Baviera, perteneciente al municipio de Petting, a escasos kilómetros de Salzburgo. El primer documento conocido que habla de una fábrica de cerveza se remonta a 1622, aunque posiblemente se elaboraba mucho antes, y pasó a manos de la familia actualmente propietaria en 1780, entonces bajo el apellido del comprador Jakob Köllerer. Es una fábrica de corte tradicional y que da mucha importancia a la región, adquiriendo las materias para la elaboración exclusivamente en Alemania, concretamente la malta y el lúpulo Hallertauer de Baviera, y el Tettnager de Baden-Württemberg. Como peculiaridad, sus cervezas fermentan en cubas abiertas y no se pasteurizan.

Dentro de su extenso catálogo hoy reseño una cerveza que se elabora desde el mismo año que fue adquirida por la familia Köllerer. Es de color pardo brillante, algo rojiza, con una turbidez media y cubierta por una espuma beige cremosa que completa la jarra hasta arriba. Tiene un aroma dulce, rebosante de malta tostada, masa de pan integral, galleta, cereal, envuelto en ciruelas e higos, sin demasiada presencia de lúpulo.

El principio del trago es un poco más neutro pero sólo es un espejismo, en seguida el sabor estalla con malta tostada, intensas notas de bollería, cereales, algo de ciruela y un toque de caramelo salado. De cuerpo firme y textura cremosa, acompaña hasta un final de amargor medio, herbal y cítrico, soltando a los tostados que se mantienen en el regusto. Dunkel de campeonato, completa, sabrosa, para beberse unas cuantas. Al nivel de las franconas que tanto me gustan.

NOTA:


miércoles, 8 de mayo de 2024

De Struise Cuvée Delphine

MARCA:
De Struise
MODELO: De Struise Cuvée Delphine
ESTILO: Imperial Stout envejecida en barrica de bourbon (13% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: Siguiendo la línea de mi última entrada sobre De Struise continúo presentando más versiones de su afamada Black Albert. En este caso la popularidad de la protagonista es como mínimo equivalente, puesto que se trata de su reputada Cuvée Delphine, envejecida durante 12 meses en barrica de bourbon 4 Roses, que se elabora desde el año 2008. Su nombre es un homenaje a Delphine Boël, hija extramatrimonial del rey Alberto II de Bélgica, que tras años reclamando su origen este fue reconocido en el año 2020, lo que le supuso adquirir el título de princesa Delphine de Bélgica.

Este clásico moderno es de un color azabache, imperturbable por la luz. Genera una espuma más marrón que beige, de burbuja microscópica, que se limita a un anillo pegado a la copa. En nariz es una bomba, es predominantemente dulce y se puede encontrar lo que se quiera: malta, cacao, tarta de chocolate, torrefacto, frutos secos caramelizados o café bombón, con una base de frutas del bosque y vainilla, y algún deje de nuez moscada y humo. La barrica de bourbon no pasa desapercibida en absoluto, pero está perfectamente integrada, y tiene además un curioso frescor aportado por el lúpulo americano que le quita pesadez.

En boca tiene una textura oleosa que desafía su definición como bebida. Tiene un paso lento por boca, casi sin carbonatación, llenando de sabor todo lo que toca. Empieza dulce, y recuerda un poco a un Pedro Ximénez, con intensas notas de malta muy tostada, sirope de chocolate, café, cacao, arrope, regaliz negro y frutos negros, sobretodo moras, arándanos y uvas pasas. La evolución es lenta, pausada, poco a poco va surgiendo un amargor, se asoma el calor del alcohol, y aparecen recuerdos de bourbon, notas de vainilla, unos toques de especia picante y un leve frescor del lúpulo. El broche final es un regusto largo, aterciopelado, donde está la barrica, los tostados, el cacao y un punto licoroso con la calidez del alcohol. Complejidad tan extrema como su armonía, Cuvée Delphine es una cerveza impecable que quien no la haya probado debería hacerlo.

NOTA:


lunes, 29 de abril de 2024

Dominicains Bière Vieillie en Fût de Whisky

MARCA:
Dominicains
MODELO: Dominicains Bière Vieillie en Fût de Whisky
ESTILO: Tripel envejecida en barrica de whisky (9'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: Brasserie 3F es una joven cervecera belga fundada en el año 2014 por Pierre Dessy y Rémy d'Aubreby, ambos pertenecientes a familias relacionadas con la producción de cerveza en Bélgica. Las instalaciones se encuentran en Frameries, en la región de Valonia, a pocos kilómetros de la frontera con Francia, y su nombre hace referencia a 3 fuentes presentes en la cercana ciudad de Mons. La filosofía de la fábrica da mucha importancia a la sostenibilidad y el reciclaje; por este motivo recogen agua de lluvia para la elaboración de las cervezas, y el bagazo se dona a ganaderos locales para alimentar a sus animales.

Elaboran tres cervezas convencionales, Dubbel, Tripel y Quadrupel, curiosamente todas rubias, y la que comento hoy, que es una Tripel envejecida en barrica de whisky. Es de un color dorado brillante, de turbidez considerable, con una capa de espuma blanca no muy abundante y bastante porosa. Pese a esta falta de espuma, la verdad es que resulta apetecible, y su intenso aroma contribuye a este efecto combinando malta dulce, algo de toffee y vainilla junto con manzana madura, melón y pera. Quizá sea por la barrica, pero tiene un carácter licoroso que va preparando para lo que uno se va a encontrar en el sabor.

La entrada en boca es amable y claramente dulce, con malta sin tostar, galleta y algo de toffee, además de frutas maduras e intensas notas de miel. El final revela por completo la gran complejidad de esta cerveza, y sobre un amargor moderado con un claro carácter licoroso emergen las notas de la barrica, vainilla, whisky y especia, con un calor alcohólico que se mantiene en el largo regusto. La temperatura favorece que el alcohol se integre, y queda una cerveza intensa, compleja, de beber con calma y prestando atención a los diferentes matices. Me ha encantado, sorpresa de lo que llevamos de año.

NOTA:


viernes, 19 de abril de 2024

De Koninck Oude Kriek

MARCA:
De Koninck
MODELO: De Koninck Oude Kriek
ESTILO: Kriek (6% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: De Koninck & Gebroeders era una cervecera de la ciudad de Dworp, parte del municipio de Beersel, que se dedicaba a la mezcla de Lambic (Geuzestekerij). En 1977 cesó su actividad, y la marca pasó a ser elaborada por De Neve, propiedad de Belle Vue, hasta su cierre en 1992. Desde entonces la marca se sigue produciendo en la cervecera Boon para la familia De Koninck, actuales propietarios del Bierhalle De Koninck en Buizingen.

Color rubí intenso al trasluz, con bastante espuma para una Lambic, más bien rosácea. Es muy aromática, con delicadas notas de levadura salvaje envolviendo a la cereza, que es más bien dulce, del estilo de la picota, sobre una base de malta. Adornan los típicos recuerdos de madera, heno y establo, que se potencian mucho al agitar la copa.

En boca sin embargo me ha resultado un poco decepcionante, me parece una Lambic sencilla, sin demasiado carácter. La entrada es claramente ácida, allí están las levaduras, notas de cereza agria, grosella y pomelo, y el carácter de establo propio del estilo. Lo curioso es que de repente la acidez se corta, el sabor baja en intensidad, y es al final cuando se vuelve a notar, aunque con menos fuerza, la levadura salvaje junto con la barrica. Regusto largo, bien cargado de madera, notas de grosella y pomelo, y menos cereza de lo que me gustaría. En mi opinión una Lambic prescindible, si se pone a tiro se deja beber pero la mayor parte de las opciones habituales son mejores.

NOTA:


lunes, 15 de abril de 2024

Anchor Old Foghorn Ale

MARCA:
Anchor
MODELO: Anchor Old Foghorn Ale
ESTILO: Barley Wine (8'8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: EEUU


CARACTERÍSTICAS: La última de las cervezas de regalo que el señor Embracing me entregó a su paso por Huesca estas Navidades, ha resultado ser una de las mejores cervezas que he probado. St. Georgen Bräu no me había dejado mal sabor de boca, y Saison Dupont me encantó; pero esta Anchor ha sido una sorpresa maravillosa que me ha hecho comprender que lo que se dice de la buena cerveza estadounidense puede ser muy cierto.

Anchor fue una de las artífices en la aparición del fenómeno de las cervezas independientes estadounidenses, liderando la recreación de estilos clásicos europeos a mediados de los años 70. Un nombre que engloba un gran número de variedades de cerveza, donde Anchor Old Foghorn Barleywine Ale, desde 1975 presume de la mayor graduación, siendo además una de las más aclamadas. Elaborada con lúpulos cascade, experimenta también un proceso natural llamado bunging, que le otorga unas burbujas similares a las del champán.

Se descubre con un color marrón tostado que forma un líquido muy opaco, en el que se aprecian tonos anaranjados y brillos rojizos. La espuma es de color beix, que no se mantiene casi nada, dejando sobre la superficie un fino manto de burbujas grandes y cremosas. Su olor, que ya ataca desde el instante en que la cerveza toma contacto con el aire, se muestra poderoso, con gran cantidad de matices entre los que destacan notas florales, malta tostada, caramelo y alcohol.

Su sabor toma más fuerza si es posible, para dejar un paladar alterado, con presencia de caramelo, dejes frutados y el constante matiz floral, que tienen un final seco y levemente lupulizado. El alcohol, presente durante todo el trago, toma protagonismo en boca y cabeza, sin llegar a empalagar o deteriorar el sabor. Eso sí, absolutamente inesperado placaje a la cabeza. Hay que tomarla con cuidado, porque en seguida hace efecto ese cuerpo alcohólico.

Sin duda una de las cervezas que mejor opinión me han suscitado, fantástica.

NOTA:






CARACTERÍSTICAS: Esta actualización no es otra cosa que mi forma de despedirme de una de mis cervezas predilectas, que por muy poco se ha quedado sin cumplir su 50º aniversario. El aspecto ya lo describió mi compañero y no tengo nada que añadir. El aroma es muy potente, con una carga de malta tremenda que se manifiesta en forma de toffee, galleta y frutas oscuras, predominando ciruelas e higos. Acompaña un lúpulo herbal y resinoso, seña de identidad de las cervezas americanas y que denota la juventud de la Old Foghorn que estoy tomando. 

La sensación en boca es perfecta, es una cerveza de cuerpo completo con una textura cremosa más propia de un licor dulce. Destacan malta, caramelo y mucha fruta, en este caso melocotón, mandarina y naranja confitada. Sin embargo también se notan los tostados, sobre todo cereal, pan integral y algo de cacao. El equilibrio es un poco precario, como creo que se busca, hasta que al final el lúpulo americano crea un amargor contundente, con notas de clavo, pimienta y algunos recuerdos cítricos y tropicales. En el regusto aparece la calidez del alcohol y el sabor parece que no tiene ninguna intención de desaparecer, prolongando el disfrute un buen rato. La verdad es que es una cerveza que me fascina, siempre que la he tomado me ha parecido fantástica, aunque tengo especial debilidad cuando está menos fresca y el lúpulo pasa a segundo plano.

NOTA:

domingo, 7 de abril de 2024

Kiara Ambrée à la Clementine de Corse

MARCA: Kiara
MODELO: Kiara Ambrée à la Clementine de Corse
ESTILO: Ambrée ecológica con mandarinas (6% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Francia

CARACTERÍSTICAS: El espectacular Domaine Terra Vecchia se encuentra a orillas de la laguna de Diana, en la isla de Córcega, junto al mar Tirreno. La bodega Clos Poggiale lleva décadas produciendo vinos, en los últimos años con viticultura de acuerdo con las normas ECO, y desde el año 2019 elaboran también cerveza en su fábrica situada en Aleria. El nombre de la marca, Kiara, hace referencia a la ninfa que guarda la laguna de Diana. Con esto pretenden simbolizar el fuerte vínculo de las cervezas con la región, dado que la mayor parte incluyen ingredientes producidos en el Domaine Terra Vecchia, incluyendo frutas, cereales o especias.

Este es el caso de la cerveza que comento hoy, elaborada con mandarinas de sus propios campos. Es de color pardo con reflejos anaranjados. Su generosa carbonatación llena la copa de una espuma beige, muy cremosa, que en sus momentos más bajos todavía mantiene un dedo de grosor. El añadido en la receta no se puede mantener en secreto, la mandarina domina el aroma de forma absoluto, con un suave fondo de malta tostada, caramelo, frutos secos y algún recuerdo de melocotón. La verdad es que no esperaba que destacase tanto este ingrediente.

Al probarla nos encontramos con una cerveza con cuerpo, con una carbonatación que no llega a ser excesiva pero está en el límite alto, y un sabor intenso. El sabor comienza con malta, con cereales, algo de tostados y un punto de caramelo, pero en seguida la mandarina monopoliza el conjunto y el resto desaparecen. Resulta difícil decir si hay lúpulo o no, asumo que el amargor viene de esta planta pero no se expresa mucho más, y al final queda una cerveza agradable pero demasiado simple. No le doy mala puntuación porque el sabor es agradable y no tiene errores graves, pero más vale que guste la mandarina.

NOTA:




sábado, 6 de abril de 2024

Konrad 11% Světlý Ležák

MARCA: Konrad
MODELO: Konrad 11% Světlý Ležák
ESTILO: Pilsener (4'8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: República Checa

CARACTERÍSTICAS: Konrad es una cervecera checa fundada en 1872 en Vratislavice nad Nisou, un barrio autogobernado en Liberec, la 5º ciudad de la República Checa, al norte del país. Fue nacionalizada en 1948 e incorporada a la empresa estatal Severočeské Pivovary hasta 1990, cuando los cambios políticos de la época hicieron que se privatizase. Los negocios no fueron bien y la cervecera tuvo que cerrar en 1998, aunque dos años después recuperó su actividad. Desde entonces la producción no ha parado, y en la actualidad comercializan más de 10 cervezas distintas bajo la marca Konrad.

Esta Světlý Ležák es de un color dorado con tonos pajizos, ligeramente velada, con una espuma blanca de burbuja muy fina, no especialmente abundante. El aroma es muy clásico, de intensidad media, combina malta, cereales y pan blanco, con una herbalidad penetrante que envuelve el conjunto.

En boca es sabrosa, con una efervescencia viva. Tiene una base de cereal, pan blanco y masa de pan, con notas de manzana verde y cítricos. Con el avance la importante carga de Saaz se hace evidente, terminando en un amargor marcado, herbal y mineral, lo que uno esperaría para una Pilsener. Me ha parecido una cerveza bien hecha y sin complicaciones, de las que pediría con gusto si la viese en un tirador de cualquier local.

NOTA:


martes, 19 de marzo de 2024

Bidassoa Lager Blond

MARCA:
Bidassoa Basque Brewery
MODELO: Bidassoa Basque Brewery Lager Blond
ESTILO: Blonde (5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: Las cervezas más simples a veces son una prueba de fuego para las cerveceras, pues si bien que una Imperial Stout quede en condiciones es relativamente sencillo (aunque alcanzar la excelencia es otro asunto), pequeños errores se pueden hacer muy evidentes en las elaboraciones más delicadas. Yo creo que este ha sido el problema que he tenido con esta Lager Blond de Bidassoa, y es una pena porque hasta la fecha lo que había probado de esta fábrica me había gustado bastante.

Es de un color yema con una turbidez que hace pensar en una Kellerbier. La espuma es abundante pero poco compacta, con burbujas de gran tamaño. El aroma es más bien dulce, repleto de malta, galleta, cereales, manzana golden, con un punto cítrico y meloso. La intensidad llama la atención, bastante superior a la mayor parte de las lager rubias que se encuentran por ahí.

En boca me resultó un poco pasada de carbonatación, con una sensación efervescente al principio que se sigue de un cuerpo medio. Es una cerveza golosa, de sabor potente, que repite las notas detectadas en aroma: malta, bollería, manzana madura. Avanza hacia un amargor medio, con notas cítricas y algo albaricoque, y termina con un regusto herbal un tanto áspero. La verdad es que no tuve la sensación del trago limpio y fresco que uno espera de una lager, y se me acabó haciendo algo pesada. Creo que me quedaré con sus Ale, que me gustan mucho.
NOTA:





martes, 12 de marzo de 2024

De Leite Cuvée Mam'Zelle

MARCA: De Leite
MODELO: De Leite Cuvée Mam'Zelle
ESTILO: Tripel envejecida en barrica de vino (8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: De Leite inició su actividad en abril del 2008, aunque su fundador, Luc Vermeersch, llevaba 10 años experimentando un pequeño equipo de 30 litros que había comprado en Finlandia. Esta fábrica tiene la pecularidad de que muchas de sus cervezas son envejecidas en barrica, proceso que lleva a cabo desde el año 2011, cuando adquirió 14 barricas de 220 litros del Médoc, a las que luego se han sumado otras 105 barricas y 8 fudres de hasta 5000 litros, un patrimonio al que casi ninguna cervecera se acerca.

Es de color dorado oscuro, con reflejos anaranjados, y una turbidez media que permite intuir lo que se encuentra detrás. Se ve bastante carbonatación ascendiendo rápidamente por la columna, pero no es capaz de mantener la espuma, que se limita a un anillo blanco adherido al cristal. Resulta muy aromática, lo primer que llama la atención es la fauna invasora, además de la levadura de alta fermentación también se nota el Brettanomyces y bacterias que dan una acidez láctica. Se combinan con malta, algo de galleta, manzana verde, cítricos, quizá un punto de albaricoque y los tostados de la barrica.

En boca la primera palabra que me viene a la mente es "agridulce". Tiene la acidez de las levaduras salvajes y las bacterias, con notas de heno, cáscaras de cítricos y un carácter vinoso, recordando a las Oud Bruin. A la vez que esta acidez tiene un cierto dulzor de malta sin tostar, manzana golden madura, piña en almíbar y albaricoque maduro. Termina con una sequedad importante, mineral, y un regusto largo cargado de levadura salvaje, vainilla y balsámicos, quedando una cerveza sin duda peculiar pero creo que suficientemente equilibrada para que pueda ser disfrutada por casi cualquiera.

NOTA:


martes, 5 de marzo de 2024

Laugar Doom Series Funeralopolis

MARCA: Laugar
MODELO: Laugar Doom Series Funeralopolis
ESTILO: Russian Imperial Stout con café de Etiopía, haba tonka y lactosa (10% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: Si ya de normal tengo problemas para resistirme a comprar cualquier botella de Laugar que veo, con sus Doom Series, inspiradas por los grandes grupos de Doom Metal, me resulta imposible. Esta en particular hace referencia a una de las mejores canciones de uno de los mejores discos de uno de los mejores grupos de Stoner Doom, los británicos Electric Wizard, que además se encuentra entre mis grupos favoritos, así que evidentemente incorporarla a mi despensa era una necesidad. Si el Doom Metal fuese un estilo más popular, como estrategia comercial esto no tendría precio.

En la copa es un agujero negro que absorbe la luz, con una escasa espuma beige que coquetea con el marrón, aunque al poco desaparece (asumo que tragada por el agujero negro). Del intenso aroma lo que más me llama la atención es el cacao, que entra a toneladas, con una base de malta tostada, sirope de caramelo, vainilla y frutas oscuras muy maduras. Es dulce, aunque guarda espacio para notas de torrefacto y regaliz negro, y tiene un matiz peculiar, cercano a la vainilla, que quizá pueda ser el haba tonka. Perfume potente, licoroso, la verdad es que muy completo.

En boca resulta una cerveza muy fina, de cuerpo completo pero no pesada, textura ligeramente viscosa y la carbonatación justa para no estorbar el trago sin dejar de ser una cerveza. Entrada dulce sin perder el control, notas de malta tostada dulce, chocolate a la taza, cacao, caramelo y mermelada de frutas del bosque. Poco a poco penetran los tostados, se potencia el café, el regaliz negro y cacao, y se va generando un amargor que armonizará el final. Regusto muy largo, con notas de café y caramelo, del alcohol sólo se nota su calidez. Redonda y equilibrada donde las haya, da la impresión de que es una receta con mucho trabajo detrás.

lunes, 26 de febrero de 2024

Mala Gissona Red Bay

MARCA: Mala Gissona
MODELO: Mala Gissona Red Bay
ESTILO: Red Ale de centeno (5'2% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: España

CARACTERÍSTICAS: La microcervecera vasca Mala Gissona fue fundada por Iban Zabala y Manuel Murillo en Oiartzun, y este 2024 será su 10º aniversario. Cuentan además desde el 2015 con una cervecería en Donosti, en el barrio de Gros, donde poder disfrutar de sus múltiples elaboraciones, cuyo número supera ampliamente la decena, además de referencias de otras fábricas. Sus cervezas son ahora fáciles de encontrar en las tiendas especializadas de Euskadi e incluso en algunos supermercados, de hecho en uno de Zumaia compré yo esta botella.

Se trata de una Red Ale, estilo que es difícil ver sin el apellido IPA, elaborada con centeno, y cuyo nombre hace referencia a un pueblo de pescadores canadiense donde los balleneros vascos iban a faenar. Al servirla la espuma es incontrolable y la copa no es suficiente para alojarla. Debajo esconde un líquido turbio de un marrón un poco apagado, pero que muestra un bonito brillo rubí al trasluz. En nariz intensidad media, malta oscura, pan tostado, grano integral, frutos secos y algo de caramelo, infiltrado por notas de cereal ácido que seguramente aporta el centeno.

La entrada en boca me recuerda más a las Red Ale británicas, es sobria, todo cereal, pan tostado y frutos secos, con un dulzor leve como de galleta. Para el estilo tiene además bastante cuerpo pero le sobra algo de gas. Con el avance el trago se seca, aparecen notas de especia, herbales, minerales y cítricas, y el centeno, bastante prominente, le da un sabor peculiar, con un tostado afilado. No está mal pero al final me acaba cansando, el centeno me resulta demasiado marcado, y deja un regusto medicinal que me satura. Me terminé la botella pero no repetiría.

NOTA:


sábado, 24 de febrero de 2024

Traquair House Ale (envejecida 10 años)

MARCA: Traquair
MODELO: Traquair House Ale (envejecida 10 años)
ESTILO: Scotch Ale (7'2% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Escocia


CARACTERÍSTICAS: Hace ya 14 años desde que publiqué una cata vertical valorando el efecto del paso del tiempo en una cerveza. En aquel entonces la protagonista fue la Chimay de etiqueta azul y, como podéis (o pudisteis) leer, la evolución fue excelente. Hoy presento un ejercicio similar con una cerveza de un perfil muy distinto, Traquair House Ale, aunque en esta ocasión el añejamiento ha sido extremo y las dos botellas están separadas por 10 años, casi nada.

Estos 10 años de distancia se notan ya a simple vista, la envejecida es de capa más alta, más oscura y turbia, mientras que la joven mantiene un brillo incluso rojizo. En nariz ambas resultan muy tentadoras y, si bien los tostados juegan un papel fundamental en las dos, la edad refuerza la madera y los aromas dulces, con sirope de caramelo, nueces caramelizadas y frutas oscuras, dejando el frescor del lúpulo para la joven.

Por desgracia el envejecimiento es excesivo y ha hecho que baje la carbonatación y la estructura se diluya. Conserva, al igual que la cerveza joven, las notas de tostados, café, madera de roble, tabaco y cuero, incluso han ganado en potencia porque están concentradas, pero ha perdido el frescor del lúpulo y la mineralidad, dando una sensación de cerveza muerta y haciendo el trago más difícil.. No obstante es un experimento muy interesante, estas cosas son siempre divertidas.

domingo, 18 de febrero de 2024

Zundert 8

MARCA:
Zundert
MODELO: Zundert 8
ESTILO: Tripel trapense (8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Países Bajos

CARACTERÍSTICAS: Me costó ponerme con las cervezas de Zundert, pero con esta reseña de Zundert 8 ya he cubierto todas las referencias de esta fábrica (exceptuando Zundert 4, que se elabora exclusivamente para consumo en la propia abadía, y por lo tanto no puedo acceder a ella). Según sus responsables se trata de una Tripel con 8º de alcohol, aunque debo de reconocer que hasta que no lo leí en su página no la habría clasificado dentro de este estilo.

En parte esto se debe a su aspecto, de un color pardo rojizo en vez del dorado habitual, y con una buena capa de espuma beige similar al merengue. En nariz resulta muy aromática, bastante acaramelada, con intensas notas de malta, toffee, manzana, naranja y un punto de limón, sobre un fondo de cereales. La levadura belga y recuerdos de azúcar candy indican de forma inconfundible el origen de la cerveza, e infiltrándose en el resto del conjunto consiguen crear un aroma muy completo y armonioso.

En boca ni se cambia la orientación ni se baja el nivel. La malta y el toffee están algo más presentes, rodeados por pan blanco y cereales, mientras que la fruta aporta el frescor al trago. Inicialmente destacan albaricoque y naranja confitada, mientras que al final se refuerza la acidez, que se integra a la perfección con el amargor herbal del lúpulo noble y notas de clavo. Regusto largo que arrastra notas de pomelo, levadura y hierba. La sensación que tuve al probarla es el estar ante una cerveza muy completa, digna del selecto club de las cerveceras trapenses, y que posiblemente estaría entre las que comprase con más frecuencia si la tuviese al alcance a menudo.

NOTA:



viernes, 9 de febrero de 2024

Weltenburger Kloster Winter-Traum

MARCA: Weltenburger
MODELO: Weltenburger Kloster Winter-Traum
ESTILO: Märzen de Navidad (5'4% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Alemania

CARACTERÍSTICAS: Me ha hecho ilusión revisitar Weltenburger porque era una marca que consumía mucho cuando apenas había tiendas de cerveza especializadas en España, y siempre he tenido especial predilección por su Asam Bock y su Barock Dunkel. Esta Märzen navideña creo que sólo la había bebido una vez, y con el descuento que tenía me resultó especialmente tentadora, así que aproveché para coger un par de botellas y desempolvar el maß, que hacía meses que no lo utilizaba.

El líquido brillante, de color pardo rojizo, luce una capa de espuma beige muy compacta de 2 dedos de grosor. Malta a raudales en nariz, es un aroma goloso, con notas de mazapán, toffee, caramelo, más suave ciruelas y plátano maduro, con un toque de lúpulo noble discreto pero evidente. La verdad es que sí que tiene un punto navideño, quizá sea el mazapán o simple autosugestión.

Al beberla uno piensa en una Doppelbock arrepentida, tiene una textura cremosa, un cuerpo medio/alto, es bastante golosa y sin embargo el trago es largo, se bebe con facilidad. Entrada bien cargada de malta, con un tueste moderado que se queda en el caramelo y el toffee, y algo de chocolate con leche, pero lejos del torrefacto. Acompañan recuerdos de plátano y ciruelas, y también algo de bollería. Tiene un final con un cierto frescor gracias al lúpulo herbal y mineral, se refuerzan los tostados y el cereal, y aparecen suaves cítricos y especias. Es difícil saber exactamente por qué esta cerveza es navideña pero me da lo mismo, una buena cerveza y punto, que al final es lo que importa.

NOTA:


lunes, 29 de enero de 2024

Pardál Echt

MARCA: Pardál
MODELO: Pardál Echt
ESTILO: Pilsener (4'5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: República Checa

CARACTERÍSTICAS: Además de la mundialmente conocida Budweiser Budvar, en la cervecera Budějovický Budvar se elaboran otras marcas, y entre ellas está Pardál, que significa "pantera" (no muy difícil de adivinar viendo la etiqueta). Se trata de cerveza de baja fermentación, lo que los checos llaman Světlý Ležák, y la versión Echt es algo más intensa, con mayor grado plato y graduación alcohólica, y 33 IBU en vez de los 28 IBU de la Pardál original.

Es una cerveza cristalina, de un dorado oscuro y potente, con una espuma blanca que se limita a apenas un milímetro, sin llegar a cubrir la superficie por completo. En nariz predomina la malta, el conjunto es más bien dulce, con notas de cereal, masa de pan y manzana golden. De intensidad media, tiene también un punto floral y herbal del lúpulo.

El primer sorbo reconozco que me desagradó, sin tener referencias previas de esta cerveza me encontré una cerveza muy cargada de lúpulo, con un intenso sabor a hierba, minerales y heno., incluso algo medicinal. Poco a poco fui cambiando la mentalidad, empecé a apreciar su delicada base de cereal y fruta, un buen cuerpo, y finalmente la pude disfrutar bastante. Evidentemente no es lo mejor de Chequia, pero me parece que se puede beber.

NOTA:


viernes, 19 de enero de 2024

Boon Framboise

MARCA: Boon
MODELO: Boon Framboise
ESTILO: Frambozen (5% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Bélgica

CARACTERÍSTICAS: Boon es una de las fábricas de Lambic (y además de Lembeek, jeje :( ) más asequibles y, a diferencia de marcas como Chapeau o Mort Subite, con varias cervezas de muy alto nivel, entre ellas la reputada Mariage Parfait o sus Black Label. Hoy sin embargo ataco su Framboise, una Gueuze con 300 gramos de frambuesas por litro, además de 50 g de cereza, y que fermentan junto con la Lambic joven. No tiene el apelativo "Oude" del que presumen las mejores referencias de esta marca, por lo que cuando la probé asumía que igual me encontraba una cerveza más sencilla.

De color pardo rojizo, claramente rubí al trasluz, tiene una fina capa de espuma grisácea. Potente en nariz llama la atención al principio la intensidad de los aromas de granero y establo, acompañados de Brett, y por debajo está la frambuesa sobremadura, también algo de fresa. Con esto que cuento se entiende que predomina el dulce, no obstante deja también espacio para un toque de levadura salvaje y cítricos.

En boca la frambuesa es la clara protagonista desde el principio, hace pensar en un yogur de frambuesa, y es tan profunda que incluso diría que tiene notas maltosas. Va acompañada inicialmente de leves recuerdos de armario viejo y de establo, y de fondo fresas, cerezas picotas y guindas. Al final se forma una delicada acidez, notas de uva blanca, con un punto de levadura salvaje, minerales y suave madera. El aroma era más bien dulce, el sabor lo es más. No es muy de mi gusto, no tiene el sabor tan artificial de las elaboradas con sirope pero le falta toda la acidez, toda la fuerza de las buenas Lambic. La he visto recomendada para empezar con este tipo de cerveza, pero sería como tomarse un mosto para familiarizarse con el vino. No obstante no es una tortura beberla, ni mucho menos.

NOTA:


lunes, 15 de enero de 2024

Bakalář Medový Speciál

MARCA: Bakalář
MODELO: Bakalář Medový Speciál
ESTILO: Pilsener con miel (5'8% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: República Checa

CARACTERÍSTICAS: La cervecera V Rakovníku se fundó hace "tan sólo" 570 años en Rakovník, en Bohemia Central, cuando el rey Ladislao otorgó a esta ciudad el derecho exclusivo a elaborar y vender cerveza en la localidad y los alrededores ("Mile Right"). Actualmente se mantiene con capital internacional, aunque no he sido capaz de encontrar a quién pertenece. En sus instalaciones se producen actualmente varias marcas, Bakalar, Pražačka, Černovar y Staročeské, aunque es la primera la más conocida y la que cuenta con más variedades. Hoy ataco a la versión elaborada con miel, Medový Speciál.

Esta es una cerveza cristalina, de un color ambar anaranjado, se observa una carbonatación escasa con contadas burbujas de tamaño intermedio. Estas no son, de hecho, suficientes para que la capa de espuma se mantenga y queda al final un círculo adherido al vaso. La miel no pasa desapercibida en el aroma, diría que es la nota predominante, por lo que, como es lógico, el conjunto tiende al dulce. Por debajo está malta dulce, sirope de caramelo y toffee, salpicados de naranja madura y almíbar, a pesar de lo cual el conjunto no resulta empalagoso.

En boca el dulzor es mucho más discreto de lo que sugería el aroma, lo que es de agradecer. Entrada de textura oleosa, malta, galleta y toffee, con bastante carga de naranja y melocotón, la carbonatación generosa facilita el trago. Final de amargor leve, se acentúa la miel, con su sabor intenso y profundo, aparecen leves notas minerales, y finalmente cierra con un regusto largo, floral, con recuerdos de fruta confitada. Consigue que la miel se integre en la cerveza, manteniendo su presencia pero sin que se coma al resto de ingredientes. Hacía tiempo que no tomaba una cerveza con miel, creo que la última fue polaca, y esta me ha gustado bastante.

NOTA:


viernes, 12 de enero de 2024

Monográfico Weiherer

Tras varios años dando la tabarra con las cervezas franconas (¿he comentado ya que me parecen excelentes?) tocaba hacer un monográfico de alguna fábrica de esta zona, cosa nada fácil porque es raro verlas fuera de su zona. Por suerte, entre que uno de los lotes de La Vinoteca de Pamplona incluía 5 referencias de Weiherer y que yo tenía también alguna botella en la despensa, al final me ha quedado un número bastante razonable para el artículo con esta marca.

Kundmuller no se encuentra entre las cerveceras más conocidas de Franconia, aunque sí entre las que tienen un repertorio más amplio. Fue fundada en 1874 por Michael Bayer en Viereth-Trunstadt, en la Alta Franconia, más concretamente en la aldea de Weiher, que da nombre a la marca. En el año 1908 la empresa fue adquirida por Michael Grunthäler, y sigue en manos de la familia desde entonces aunque bajo el nombre Kundmuller debido a que la nieta de Michael, Anna Grunthäler, se casó con Erwin Kundmuller en los años 60 y pasaron a hacerse cargo del negocio, tanto la cervecera como la taberna. 

El maestro cervecero actualmente es Roland Kundmüller, quien se incorporó al negocio familiar en 1989. Entonces la única cerveza que se elaboraba en la fábrica era Weiherer Lager, y sólamente estaba disponible de grifo. Fue él quien introdujo la deliciosa Weiherer Bock, y en 1997 además empezaron a embotellar las cervezas, lo que evidentemente ha favorecido la expansión de la marca.

Los años siguientes supusieron un importante salto para la cervecera, tanto a nivel cuantitativo como cualitativo. Respecto a lo primero, progresivamente se han incorporado nuevas referencias a su catálogo hasta alcanzar un total de 26 cervezas distintas, 13 de estilos tradicionales incluyendo alguna con certificación ecológica, y 13 de orientación más moderna o utilizando técnicas e inspiraciones ajenas a la tradición cervecera francona. Y en cuanto a calidad, esto se ha reflejado en el gran número de galardones que han recibido sus cervezas, 13 premios del World Beer Awards y 11 del International Craft Beer Award tan sólo en el año 2021.




- Weiherer Bock: potente, densa y acaramelada, una cerveza perfecta para los meses más fríos del año, aunque una segunda jarra nos puede poner en apuros. No es difícil encontrar Maibock o Doppelbock en España, sin embargo Bock a secas no es tan frecuente, y es una pena. 

- Weiherer Hopfenweizen: a pesar del nombre no hay que esperar una cerveza como la TAP5 de Schneider Weisse, sino más bien una Hefe-Weißbier algo más cargada de lúpulo, con claros recuerdos tropicales y de fruta de hueso, pero alejarse excesivamente de la línea clásica. Muy refrescante y nada estridente, para repetir mil veces.

- Weiherer India Pale Ale: los alemanes son incapaces de escapar al equilibrio y, aunque han elaborado una IPA, compensan con toneladas de malta el exceso de lúpulo. Así, queda una cerveza muy sabrosa y rotunda, con intensas notas resinosas y herbales que levantan el trago. Posiblemente la IPA más maltosa que he probado hasta la fecha, una maravilla.

- Weiherer Keller: tan aromática como sabrosa, toneladas de malta, cereales, miel y levadura anegan los sentidos. Aún así, gracias a la importante carga de lúpulo, especialmente fresco, es capaz de mantener una ligereza, una facilidad de trago, que permitiría beberse varias jarras sin sufrir. Fantástica.

- Weiherer Keller Märzen: una cerveza muy delicada, algo acaramelada como le corresponde a una Märzen y con la textura sedosa propia de una Kellerbier. Termina en un final rebosante de miel y flores que casa muy bien con el estilo de la cerveza.

- Weiherer Keller Pils: refrescante y sabrosa, pero quizá de las que menos me han enganchado. Poco punzante para una Pils, demasiado ligera para una Keller, no me acaba de encajar con ninguno de los dos estilos.

 - Weiherer Kräusen Hell: cuenta con las virtudes tanto de las Helles y de las Kellerbier, y todo ello bien empapado en malta por si las moscas. Además la técnica Kräusen la hace especialmente refrescante y fácil de beber. 

- Weiherer Pils: llama la atención su color dorado pálido, más claro de lo habitual. Con el primer sorbo uno se encuentra una Lager fresca, chispeante, con un lúpulo enredón, punzante, que no te distrae de la conversación pero que en soledad permite entretenerse. Medio litro es poco.

- Weiherer Rauch: multipremiada Rauchbier, menos oscura que referencias populares como la de Spezial o Schlenkerla, y con una intensidad del ahumado entre estas dos. Muy redonda y equilibrada, el humo está perfectamente integrado entre el resto de matices. 

- Weiherer Rauchbock: la calidez de la malta envuelve al ahumado, más de madera en el aroma y que recuerda a la carne a la brasa en el sabor. Cálida y reconfortante, no se me ocurren mejores compañeras para una barbacoa invernal.

- Weiherer Schwärzla: excelente interpretación francona de una Stout, quizá con algo de distancia de las referencias clásicas de este estilo por menor énfasis en el torrefacto, pero con una estructura y un equilibrio para quitarse el sombrero.

- Weiherer Urstöffla: Dunkel muy centrada en el cereal y no tanto en la malta como otras, la importancia de los tostados es evidente e incluso se le puede sacar algo de frutos secos quemados.  Muy sabrosa, sobria y directa.

- Weiherer Weizen Hell: una de las Weißbier más densas y sabrosas que he probado, y también una de las que menos espuma tiene. Muy centrada en el papel de la levadura, con exuberantes notas de plátano, y bien apoyada por la malta, hasta que al final rompe un poco la línea con un amargor herbal claro.   

- Weiherer Zapfendurster: Colaboración con Cervejaria Bamberg de Brasil. Imperial Stout de textura sedosa, sabor potente y aun así paso ligero, como si fuese una lager. Toneladas de torrefacto en forma de regaliz y café negro tanto en nariz como en boca, con un regusto muy largo y reconfortante.


Mi percepción es que es una de las fábricas franconas, e incluso alemanas, más completas. No sólo tiene un repertorio muy amplio, sino que también incorpora algunas referencias más modernas, eso sí, sin perder de vista la tradición alemana, lo que les permite satisfacer a cualquier tipo de amante de la cerveza. Otro aspecto que considero muy favorable es que la estabilidad de la mayor parte de sus elaboraciones, yo siempre agradezco poder tomar con regularidad mis cervezas favoritas y, además, continuar realizando una receta permite afinarla y mejorar el nivel.