domingo, 24 de agosto de 2014

Emelisse Innovation Series: Smoked Rye IPA

MARCA: Emelisse
MODELO: Emelisse Innovation Series: Smoked Rye IPA
ESTILO: India Pale Ale de centeno ahumada (6'2% ABV)
PAÍS DE ORIGEN: Países Bajos


CARACTERÍSTICAS: Con lo mucho que acostumbran a gustarme las cervezas de Emelisse, cuando vi en mi tienda habitual una botella de sus Innovation Series sentí ganas de colaborar con esta fábrica en la experimentación. De esta gama tenía fichada desde hace tiempo su Crème Brûlée Stout, una cerveza cuyo nombre no podría resultar más apetitoso, pero por desgracia la que estaba en las estanterías no era ésta, sino una IPA de centeno con malta Rauch, una mezcla bastante peculiar y, por qué no decirlo, peligrosa, a la que me enfrenté con ciertas dudas acerca de lo que podía encontrar. Lo que sí que tenía claro es que, fuera como fuese, el resultado merecía por lo menos un post aquí para relatar la experiencia.

El color que me iba a encontrar era todo un misterio, aunque por el centeno se podía deducir que iba a tener un tinte algo oscuro; así fue, y al servirla en copa me encontré un líquido color bronce anaranjado, de aspecto turbio. De su compacta espuma gris emanaba un llamativo aroma, inicialmente copado por bayas, uvas, cítricos, hierba y más leves recuerdos florales, quedando un perfume quemado en segundo plano. En cuanto reposa la cerveza este último emerge y le gana la mano al lúpulo, al envolverlo en un ahumado marcado, con toques de carbón, bajo el cual subyacen malta dulce, frutos secos y un mínimo punto tostado.

En boca el orden se invierte. Lo primero en aparecer es la dulce malta, acompañada por suave caramelo, especias picantes y fruta madura, destacando uva blanca, naranja dulce y algo de albaricoque, para dejar después paso al ahumado, con un fondo de cítricos y hierba. Éste se potencia en los últimos instantes, extendiendo intensos recuerdos de pomelo, limón, pino, hierba y mínimo jengibre que se combinan con el amargor final, mientras un dulzor maltoso impregnado de centeno y humo constituye el fondo. Para lo rara que es la combinación el resultado es bastante bueno, y tanto la agradable textura como el equilibrio con el que se presentan todos los matices son prueba fehaciente de que detrás de esta elaboración hay una mano habilidosa y experimentada. No obstante hay algo que me molesta, posiblemente el humo, y que me hace no tener especial interés volver a tomar esta cerveza. Supongo que es a lo que se exponen los experimentos.

NOTA:

3 comentarios:

Ruben gonzalez Calvo dijo...

A mí me gusto y sí que repitiría (de hecho ya lo hice jeje).

Yo encontré sabor a bacon a barbacoa (algo así como bacon) más que humo en sí. Me gustó mucha esa combinación entre el ahumado, el cítrico y amargor.

Un saludo!

Hipos dijo...

A mí me cuesta asumir esa indefinición; como experimento me gusta, pero soy un poco cuadriculado: o me apetece Rauch, o me apetece IPA. xD

Saludos

Ruben gonzalez Calvo dijo...

Jeje hombre está claro que es algo raruno raruno pero bueno como experimento creo que no está nada mal. Otra cosa es que empiecen a salir cervezas así "a cascoporro", eso ya no sé yo como iría.

Saludos!